• Noticias

    lunes, 12 de julio de 2021

    Master Chef


    Opinión | Gerardo Villar/Fe Adulta




    Master Chef

     

    ¿Tenemos hambre? Será interesante el contar el tiempo que emplean las teles en propaganda y en ejercicio de cocina y comidas. Y además, lo curioso, es que se trata de comidas casi siempre muy elegantes y caras. Cuando veo alguna vez esas propagandas, de esos talleres culinarios, pienso qué opinarán las familias que no tienen comida ni siquiera de la más corriente.

     

    Con los productos que guisan, con los utensilios que usan, con el sueldo del cocinero, me hace pensar que pocas personas pueden permitirse esos lujos culinarios.

     

    No sé si lo que pretenden es que comamos con el deseo simplemente, porque unas cocinas así solo se pueden dar en algunos hoteles. Me hace pensar aquello de “quien hambre tiene, con pan sueña”. Y hay muchos millones de personas soñando con poder comer una vez al día.

     

    Elaborando esas sabrosas comidas, nos crecen las ganas de comerlas. Sin embargo, cuando nos presentan rostros de personas hambrientas, nos molesta y queremos que enseguida se nos quiten esas imágenes de nuestra vista.

     

    Chocan tremendamente las imágenes de ambos acontecimientos y por desgracia, la realidad es mayor por parte de las personas hambrientas. El peligro que veo al contemplar las clases de cocina es que se nos olvide la cruda realidad del hambre. Menos mal que muchas veces nos presentan los rostros hambrientos a las horas de nuestra comida y eso nos molesta, pero a la vez es una crítica y una llamada y un grito fuerte a nuestro buen vivir y mejor comer.

     

    Hay programas de competición, a ver quién guisa mejor, como Master Chef. Podíamos presentar también campeonatos, experiencias de quién supera mejor el hambre. E igual se nos ocurren formas de ayudarles.

     

    Cada vez que veo a los niños participar en esos programas, sueño con el día en que millones de niños puedan, no ya en cocinas elegantes, sino en el fogón de su hogar, cocinar y guisar las comidas más normales.

     

    Choca: un mundo con alimentación de lujo con otra humanidad sufriendo el hambre hasta la muerte.

     

    Y ya sin pedir cosas especiales, sino algo tan sencillo como no desperdiciar la comida. Con esa comida derrochada tendríamos para alimentar a la humanidad entera.

     

     

     

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    Promueve el diálogo y la comunicación usando un lenguaje sencillo, preciso y respetuoso...

    Para Vivir Mejor

    Entradas Recientes

    La Familia

    Amigo del Hogar | Revista

    Orientada esencialmente a la familia desde una visión humano-cristiana, la Revista Amigo del Hogar nace en el año 1942, como obra evangelizadora de los Misioneros del Sagrado Corazón (MSC).

    ¿Quiénes Somos?

    Somos una comunidad religiosa fundada por el P. Julio Chevalier en el año 1854, en Issoudun, Francia. El proyecto al que buscamos ser fieles es, desde el Corazón misericordioso de Jesús, anunciar el amor de Dios al mundo.

    Temas de Salud

    Entradas populares