• Noticias

    miércoles, 3 de marzo de 2021

    El joven y el sexo


    Mundo Joven | Eduard Rafael Figueroa Sánchez, SJ*



    El joven y el sexo


    Uno de los temas de gran interés para el joven es la sexualidad. Este tema siempre ha estado muy presente en todas las sociedades y culturas sin importar las clases sociales.


    Al joven de hoy le toca vivir una etapa de la historia donde las relaciones sexuales y el acto sexual pueden ser vistos solo por placer, en los que se busca la felicidad individual. Una relación que no contempla el compromiso y la responsabilidad de la pareja.


    Según sus investigaciones, Tahira Vargas afirma que las niñas inician su vida sexual a la edad de 13 a 14 años, sin una formación previa sobre el tema. Un sinnúmero de elementos puede influir en esto.


    Los jóvenes de hoy tienen más oportunidad de iniciarse en el acto sexual, ya que este “se respira” en el ambiente social. Al encender la televisión o mirar las vallas publicitarias en las calles y los anuncios en los medios de comunicación, nos llegan mensajes subliminales incitando al joven al acto sexual. También la música del reguetón, perreo, dembow, que los jóvenes escuchan, están dirigidas al placer sexual momentáneo con quien sea. Las músicas juveniles de hoy despiertan el interés por el sexo tanto en sus letras como en sus imágenes, ya que los videos de estos géneros musicales muestran a las mujeres o a jóvenes de ambos sexos en ropa interior, con posiciones eróticas, bebidas, piscina, carros y casas de lujos, donde todo parece ser felicidad.


    La pregunta que tenemos que hacernos es: ¿por qué los jóvenes están iniciando su vida sexual cada vez más temprano? Los jóvenes de hoy no tienen una formación sexual que les ayude a poder tomar decisiones coherentes y conscientes de lo que sienten y quieren. Al mirar la sociedad dominicana, nos damos cuenta de que el tema de la sexualidad sigue siendo un tabú hoy día. Las instituciones o autoridades que tienen que abordar el tema no lo hacen como deben hacerlo. Para las escuelas, las Iglesias y las familias el sexo es un tema que solo se dialoga entre adultos.


    En las familias no existe la confianza de hablar de sexualidad, principalmente, porque antes eso no era algo que se debatiera abiertamente. De ahí que los padres tienen que formarse y orientarse en estos temas para poder dar respuestas a sus hijos. La Iglesia debe tomar conciencia de esto y asumir un rol más activo en ese sentido dentro de las parroquias. Hay que pensar en serio la educación sexual desde los valores humanos y cristianos. Por esta falta de orientación, el joven de hoy busca y recibe las informaciones por medio de las redes sociales, asistiendo a páginas pornográficas que existen en internet y que están a la disposición de todos sin importar edad, deformando así el concepto de una sexualidad sana.


    La sexualidad es un don de Dios que se debe vivir con responsabilidad y desde un compromiso personal. Esto exige una formación y madurez. El tener sexo solo por placer, como nos lo presentan los medios de comunicación a cada instante, no implica la vida, por eso muchos no se sienten responsables de la historia o del futuro de la otra persona.


    * Eduard Rafael Figueroa Sánchez (Macoby), sacerdote jesuita, licenciado en Filosofía por INTEC/Instituto Bonó y en Teología por la Facultad Jesuita de Filosofía y Teología (FAJE) en Belo Horizonte, Brasil. Publicado en la revista Raíces, Año 5, n. 09, Octubre 2018, pp. 10-11.



    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    Promueve el diálogo y la comunicación usando un lenguaje sencillo, preciso y respetuoso...

    Educando

    Entradas Recientes

    En Familia

    Amigo del Hogar | Revista

    Orientada esencialmente a la familia desde una visión humano-cristiana, la Revista Amigo del Hogar nace en el año 1942, como obra evangelizadora de los Misioneros del Sagrado Corazón (MSC).

    ¿Quiénes Somos?

    Somos una comunidad religiosa fundada por el P. Julio Chevalier en el año 1854, en Issoudun, Francia. El proyecto al que buscamos ser fieles es, desde el Corazón misericordioso de Jesús, anunciar el amor de Dios al mundo.

    Lectura Orante

    Entradas populares