• Noticias

    El Museo de Cera de Juan Pablo Duarte

    En Familia | Mariely Maxwell 


    El Museo de Cera de Juan Pablo Duarte  
    ¿Por qué es importante conocer el pensamiento, la vida y la obra de Juan Pablo Duarte?
    El 26 de enero se conmemora el natalicio de Juan Pablo Duarte. En esta ocasión nos interesamos en visitar las instalaciones del Instituto Duartiano, ubicado en la calle Isabel La Católica 304, en la Zona Colonial de la ciudad de Santo Domingo.
    Realizar el recorrido por el museo de cera hace tangible la existencia de Juan Pablo Duarte. Y tener la oportunidad de realizarlo guiados por el Sr. Juan Gilberto Núñez, quien es duartiano en ideales y acción, nos llenó el corazón y la mente de emociones e idas de amor a la patria y deseos de verdadera libertad.
    Acorde a sus palabras “por ley el Instituto Duartiano es la institución que está llamada a velar por la protección de la imagen de Duarte, también para difundir sus valores y su ideal”. El instituto tiene tres propiedades bajo su cargo que son tres casas continuas: la casa donde vivió la familia Duarte Diez desde 1829, ahora se conoce que en esta casa no fue donde Duarte nació. Juan Pablo Duarte nació en la calle Las Atarazanas lo que está confirmado, él tenía 16 años cuando la familia se mudó a la casa.
    La segunda propiedad es la casa que perteneció a la familia de Salomé Ureña; y la tercera es una casa de la época que aloja el “Instituto Duartiano”.
    Así da inicio al recorrido por las instalaciones del museo de cera. Consta de 13 dioramas o maquetas a tamaño real que representan episodios muy importantes en la vida de Juan Pablo Duarte, comenzando por su bautizo, según nos explicó Juan Gilberto. Se presenta a Duarte con una semana de nacido cuando fue bautizado en la iglesia de Santa Bárbara. El realismo de la escena nos evoca cómo era el templo en esa época, los hermanos mayores, Vicente Celestino y Filomena, presentes durante el momento sacro, padres, padrinos y el cura.
    El recorrido nos presenta imágenes de la familia completa de Duarte: 7 hermanos y sus padres, una familia completa de 10 miembros. Los cuales, cabe destacar, estuvieron de una u otra forma involucrados en la gestión independentista, aportando con sus bienes materiales y renunciando a la vida tranquila de una familia pudiente de la época.
    Las representaciones plasman el momento de la invasión, al joven Duarte que estudia con ahínco, al Duarte enamorado, el joven que debió alejarse de la familia para completar sus estudios en el exterior, el joven que regresa cargado de ideas y esperanzas; el maestro incansable que reconoce en el valor de la enseñanza el verdadero camino hacia la libertad, la creación del movimiento de La Trinitaria hasta el momento de la muerte en una lúgubre habitación en el exilio.
    Dos dioramas que representan la obra del Duarte que nos llevó a la libertad: el trabucazo y el izado de la primera bandera nacional, son las representaciones finales de la vida y obra del Patricio.
    Sin embargo, la visita por el museo no concluye con esta experiencia, aún queda más. Salimos a un patio cargado de historia en esculturas. El himno, el juramento, los trinitarios y la belleza del patio perfectamente organizado nos recibió con calidez. Luego de respirar el aire natural y apreciar la claridad del patio, volvemos a entrar y nos encontramos con una escena familiar. Escena que nos permite sentir viva la llama del amor fraterno. Así concluye un recorrido por la vida y obra del patricio Juan Pablo Duarte.
    La visita al museo de cera debería formar parte de toda agenda escolar. El proceso de aprender es más sencillo cuando hacemos tangible lo que escuchamos o leemos. Y precisamente podemos asegurar que el museo logra a cabalidad este objetivo.
    Juan Pablo Duarte soñó con una patria libre, soberana e independiente. Una patria educada, una patria culta. ¿Qué estamos haciendo en los hogares para inculcar el amor a la educación? ¿Estamos las familias dominicanas inculcando valores duartianos de moral y cívica? ¿Tenemos en las escuelas maestros con vocación de enseñar? ¿Conocen nuestros maestros los valores que Duarte quiso para nuestra nación?
    Visitar el museo de cera puede ayudar a revivir en sus visitantes el amor hacia los ideales de Duarte, pero es con el ejemplo que las familias y los maestros pueden contribuir a forjar una generación cuya conciencia no tenga un precio monetario.
    En febrero, mes de la patria, les escribiré sobre la persona que ha aportado para que se conozcan los ideales y la acción de Duarte. Conocer a Juan Pablo Duarte en el corazón de niño de Juan Gilberto Núñez es ver al patricio con los ojos de un amor puro.
    “En la fragua de la escuela nuestra patria fue forjada. Y al calor de tu enseñanza le infundió vida sagrada. La gloriosa Trinitaria que fundará tu heroísmo fue la cátedra primera de moral y de civismo...” ADH 819

    Información de HORARIOS
    Visite nuestro museo y quede sorprendido con las mejoras, sus pinturas, el jardín de las filorias, la colección de armas, las estatuas de cera parecen reales. Es la casa donde vivió y creció Juan Pablo Duarte el forjador de nuestra nacionalidad. Al terminar el recorrido solo le quedará un pensamiento: ¡Que Viva la República Dominicana!
    Dirección: Calle Isabel La Católica 308, Santo Domingo 10212.
    Horarios:
    De martes a domingos de 9:00 am a 5:00 pm.
    Página web: www.museodecerajuanpabloduarte.com.do

    No hay comentarios :

    Publicar un comentario

    Promueve el diálogo y la comunicación usando un lenguaje sencillo, preciso y respetuoso...